MÓVILES Y TABLETS BARATOS

SEGUROS DE COCHE Y MOTO

MODA DESIGUAL

MASCOTAS

Hotel Travelodge Torrelaguna: un hotel barato que permite mascotas

En Madrid también puedes encontrar hoteles baratos si te alejas del centro. Este tipo de hoteles me gustan para cuando viajo sola, sobre todo si lo hago por motivos profesionales.

Un hotel donde me alojé hace un par de semanas fue el Hotel Travelodge Torrelaguna de Madrid. Está justo al lado de la M30, en la zona industrial de Madrid.

Me dieron una habitación que parecía un escaparate de Ikea. La cama era igualita a las que venden en Ikea. Lo mismo puedo decir del escritorio tipo adolescente. Una de las paredes de mi habitación era naranja, lo cual reforzaba todavía más su aire juvenil.

Lo que no me gustó nada fue el televisor. Aunque pague poco por la estancia quiero un televisor de plasma, no aquel televisor antiguo y pequeño que tenía sobre la mesa.

Tampoco me gustaron las lamparillas enganchadas de la cama. Había unas mesillas de noche sobre las que las podían haber puesto.

La habitación estaba bastante bien de espacio. No puedo decir lo mismo del cuarto de baño. Se me hacía pequeño para mí sola. No quiero pensar qué hubiera sido de mí si tuviera que compartirlo. Era minúsculo. El cuarto de baño no estaba tan al estilo Ikea como la habitación. Se veía antiguo. Los sanitarios estaban en buenas condiciones, pero, por falta de espacio, se encontraban como amontonados. Salías de la bañera y chocabas con el váter, te dabas la vuelta y te empotrabas en la pileta. Por cierto, los azulejos eran azules feo. Estaría mejor aquel cuarto de baño con azulejos blancos.

El desayuno era un buffet con mucha bollería industrial y unos churros que sabían a churros descongelados. Comías un churro y no te venían ganas de comer el siguiente. Había fruta también, pero estaba demasiado madura para mi gusto. Me gusta la fruta verde, sobre todo la fruta de hueso.

No quedé a comer en el restaurante del hotel. Se podía comer a la carta si no te iba el buffet que también servían en comidas y cenas.

Me llamó la atención que permitieran mascotas en el hotel. Justo por eso no pienso volver. Es una guarrería encontrarte con perros por los pasillos del hotel. Encima en la habitación de alado había una señora con un perro que ladraba toda la noche. A mí las mascotas siempre me dieron asco. La gente mayor no las lava como debiera y sabe Dios las enfermedades que contagian. No me importa alojarme en un hotel donde haya una perrera o un sitio para dejar todo tipo de animales. Lo que sí me importa es dormir en una habitación donde es probable que el inquilino anterior tuviera un perro dentro. Por mucho que la limpien nunca queda tan limpia como debiera.

En todo caso, en el
Hotel Travelodge Torrelaguna lo de las mascotas es un negocio. Según me comentó una recepcionista, cobran 20 euros por el perrito. Ya cobran más por meter el perro en el hotel que por el alojamiento de una persona en una habitación de hotel de tres estrellas con precio casi de pensión.

TODO PARA TU MASCOTA